Estudio de la transformación fisicoquímica y Biológica del suelo tras el proceso de biofumigación empleando Lombrico Regenerador

Cultivo: Tomate de invernadero
Zona: Almería – Níjar – España
Productos: Lombrico Regenerador
Entidad:
Cuerpo del ensayo

La biofumigación es una técnica biológica para el control de patógenos del suelo (nemátodos, hongos y bacterias) que consiste en la incorporación al suelo de grandes cantidades de materia orgánica fresca junto con la aportación de grandes cantidades de agua para llegar a condiciones de anaerobiosis.
La biofumigación se fundamenta en la acción fumigante de las sustancias volátiles resultantes de la biodescomposición de la materia orgánica fresca para el control de los organismos patógenos del suelo (Bello et al.2000). La técnica incrementa su eficacia en el tiempo, cuando forma parte de un sistema de producción integrada. Se ha comprobado que, por lo general, cualquier tipo de materia orgánica puede actuar como biofumigante. En este caso el aporte de materia orgánica necesario para llevar a cabo la biofumigación se consigue mediante la aplicación de Lombrico Regenerador, un producto líquido de origen vegetal, con alto contenido en materia orgánica y ácidos fúlvicos.
La aplicación de la técnica de biofumigación con Lombrico Regenerador en invernaderos a nivel microbiológico, supone el desarrollo de la microflora aeróbica presente en el suelo, ya que se observa un incremento considerable de la carga microbiana a los 50 días después de biofumigación. Por tanto, se favorece el desarrollo de microorganismos presentes en el suelo con determinadas actividades fisiológicas. En este caso, se incrementa la población de microorganismos con actividad aminolítica y nitrificante nitrosa. Tanto el incremento de microorganismos como su actividad, repercutirán favorablemente en el mantenimiento de una buena estructura del suelo, por ejemplo las secreciones de naturaleza mucilaginosa favorecen las uniones ente partículas del suelo por mecanismo de adsorción y el conjunto de las actividades fisiológicas interviene en el proceso de transformación de la materia orgánica.
Se debe destacar el incremento de la biodiversidad de microorganismos presentes en el suelo tras el proceso de biofumigación, siendo esto de gran importancia, principalmente porque favorece el desarrollo de hongos saprofitos, antagonistas a los patógenos, que colonizan el suelo, siendo competencia directa de estos. Por tanto, el desarrollo de los microorganismos presentes en el suelo y el incremento de la biodiversidad tras la biofumigación, supone un aumento de la colonización del suelo, un incremento en las actividades que desarrollan y por tanto generan una competencia directa frente los microorganismos patógenos.
La técnica de biofumigación supone un cambio en las características químicas que presenta el suelo. Según las etapas que se da durante el proceso de biofumigación, a los 15 días desde el inicio de la biofumigación, el contenido de materia orgánica incrementa, pero disminuye el contenido de nitrógeno orgánico, lo que se relaciona con una transformación del nitrógeno presente en el suelo, debido a la degradación de la materia orgánica durante el proceso de biofumigación o mineralización. El amoniaco generado, tendrá en primer lugar una función fumigante, pero a medida que se va incrementando la aireación del suelo ira escapando de él. A los 50 días se observa una reducción en el contenido de materia orgánica, relacionado con el final del proceso de biofumigación. A su vez, se detecta un incremento de la conductividad del suelo, debido a la liberación de los iones retenidos en los agregados que a su vez favorece la disponibilidad de estos para poder ser asimilados por las plantas.

Fotos

19-foto-1

19-foto-2 19-foto-3 19-foto-4 19-foto-5

Conclusión

La aplicación de la técnica de biofumigación, empleando como aporte de materia orgánica Lombrico Regenerador, puede considerarse como una estrategia de control en la gestión integrada de plagas (GIP), ya que ayuda a mantener los niveles poblacionales de fitopatógenos plaga por debajo de los umbrales económicos de daños (UED) reduciendo el uso de productos fitosanitarios, factor de alto interés medioambiental, económico y social.
En conclusión, la técnica de biofumigación con Lombrico Regenerador supone una serie de cambios químicos y microbiológicos en el suelo, favoreciendo las características estructurales y la sanidad del mismo. Lo que se puede significar una mejora en el desarrollo vegetal y una disminución de la incidencia de enfermedades debido a la reducción de los agentes patógenos localizados en el suelo.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn
GRUPO IÑESTA

×
GRUPO IÑESTA

×
GRUPO IÑESTA

×
GRUPO IÑESTA

×
GRUPO IÑESTA

×
GRUPO IÑESTA

×
GRUPO IÑESTA

×